Tour Drama y Luz (4)

Los Angeles 23 Junio 2011



Maná inicia por lo alto su gira por Los Ángeles

Adornados de una impresionante ingeniería de producción, apoyados con sus magistrales líricas de Fher, el sonido de las cuerdas de Juan y Sergio; y la inconfundible bateria de Alex González, lo de este jueves por la noche en el Staples Center fue como verle el cuerpo a un poema repleto de rock latinoamericano.
Sin esfuerzo, Maná hizo posible que más de 18 mil almas viajaran junto a ellos a lo largo de un recorrido por el pasado y el presente de un legado con sello propio.

Con los éxitos de siempre y las melodias de su más reciente producción “Drama y Luz”, la banda tapatía demostró en el primer concierto, de los cuatro previstos que tiene la banda en la ciudad de Los Ángeles, el por qué son considerados los mejores de su género.
Aún cuando el sonido se mostró algo opaco al principio, el mismo fue mejorando a medida que fue entrando la noche.
Fher, Alex, Sergio y “Juanito” ofrecieron finalmente, y sin temor a dudas, un espectáculo interactivo, emocional, inspiracional y digno de quitarse el sombrero. Y es que no se puede esperar menos de una banda que sigue superándose a si misma, ellos son Maná y no hay nada más que decir. 
Una cortina transparente sobre el escenario, dos enormes pantallas verticales de cada lado y una horizontal en la parte posterior, conformaron el escenario al inaugurarse la velada. 
Esas 18 mil almas presentes no se hicieron de rogar para cantar  a viva voz el sencillo promocional “Lluvia al corazón” con el que la banda abrió fuego en el Staples canter del L.A. LIVE.
Sobre la cortina transparente, que colocaron por delante de la banda, fueron reflejóndose efectos multicolores asimétricos que acompañaban la interpretación del Líder de la banda.

No hubo pausa y de inmediato le dieron paso a “Oye mi amor” y “Eres mi religión”, para luego saludar con emoción a los fans que no dejaban de ovacionarlos.

“Los Ángeles, te amamos Los Ángeles”, dijo Fher al tiempo que agradecía la presencia de sus fieles seguidores. Muchos de ellos portaban con orgullo sus playeras con el emblema de Maná y de eso Fher se dio cuenta, quien luego dejó sonar su armónica para darle entrada a “Rayando el Sol”, uno de sus más grandes éxitos, que al entonarlo invitó sin palabras a que la audiencia lo acompañara.

Luego cayó un segundo tema de su nuevo disco, “El espejo” y le siguio “Vuela Libre Paloma”, el tema que Fher le dedica en “Drama y Luz” a su madre fallecida. “Donde quiera que estés guerrera. No sé si lo vaya a poder terminar de cantar antes que se me quiebre la voz”, comentó el vocalista antes de interpretar el emblemático tema.
“Tú eres mi ángel de la guarda que me cuida, que me aguarda que esta dentro de mí”, entonaba Fher con sentimiento, mientrs el público escuchaba el tema casi sin moverse.

“Bendita tu luz”, también tuvo su momento mágico, pues estuvo cobijado por las enormes alas de una paloma blanca que se reflejaba a cada lado del escenario.
Los coros se intensificaron en la interpretación de “Mariposa Traicionera” y con eso la noche comenzá a elevar la temperatura del recinto.
Hubo un momento que las pantallas fueron reflejando banderas latinoamericanas bajo la voz de Alex. “Sólo existe una Latinoamérica” señalaban las pantallas y esto como un tributo a los paises hermanos que se ven afectados por las políticas existentes.
Los ánimos se encendieron al poner evidencia las llagas de “Corazón espinado”. La interpretación de este tema que un día grabaron con Carlos Santana, levantó de sus asientos a la fanaticada y desde ese instante nadie se quería sentar.

Alex siguió la fiesta con “Me vale” reventando las baquetas en su batería. “Los Ángeles, California nos sentimos en casa. Cómo se sienten de este lado…de este…allá atrás y los de adelanteeee”, decía Fher para mantener en caliente a la audiencia, que le respondía a todo pulmón.
Pero el caldero estalló cuando llegó una descarga de batería con un magistral sólo de Alex. Luces blancas y rojas bañaban la tarima circular de Alex que giraba en su propio eje.
Por delante por detrás, de lado, acostado, la batería seguía sonando al ritmo de las baquetas del baterista de padres cubanos, mientras las ovaciones se hacía cada vez más ensordecedoras.
Luego en un arrebato de publicidad, Alex destapó una cerveza y se la bebió sobre la tarima para luego continuar con la descarga.  Al concluir se acercó al público para oír las ovaciones y finalmente lanzó entre el público las baquetas.
Cuando menos lo esperaban, Fher y Sergio aparecieron entre el público y se subieron a una pequeña tarima un poco más allá del centro de la arena. Interpretaron en acústico “Se me olvido otra vez”, la fanaticada se queria subir con ellos.
Pero fue Juanito y Alex los que se sumaron para darle sonido al éxito de Marco Antonio Solís” “Si no te hubieras ido”.
Invitó a un chica del público llamada Verónica, Fher la sentó a su lado, le dedicó el tema “Vivir sin aire” y hasta lo bailó cuerpo a cuerpo con su invitada. La despidió con un abrazo y un beso. De regreso al escenario principal, comenzaron a darle rienda suelta a “Te deseo”.
Las enormes alas volvieron a aparecer, pero esta vez cambiaron de color. Ahora eran verdes para decorar el sonido del éxito “De pies a cabeza”.
Luego las cuerdas de guitarra pidieron permiso para darle paso a “Déjame entrar”. Las palmas de la audiencia comenzáron a sonar para acompañar el sencillo “Clavado en un bar”, momento en el cual Fher, cual ebrio, tirado en el piso,  fue entonando este éxito de su repertorio. 
Luego ondeó una enorme bandera mexicana y se dirigió a sus fans. “Quiero decirles una cosa de corazón, nosotros Maná le tenemos un gran amor y un respeto a los latinoamericanos y a los ‘gringos’ que saben respetar a los hispanos,  [a ellos] bienvenidos… no a esos Senadores que no respetan a los latinos”, dijo.
Luego les pidió que “salgan y voten por los canditados mejores”. “Y vamos a tener un encuentro con [el presidente Barack] Obama para hablar de esto. Que viva México!”, remató ante los aplausos de los presentes.
Tras una breve pausa y en medio de la oscuridad, los cuatro saltaron nuevamente al escenario. Esta vez las alas se pintaron de púrpura para acompañar el sencillo “Labios Compartidos”.
Sin pausa, las cuerdas dirigieron a la audiencia a cruzar sobre “El Muelle de San Blas” y con los brazos en alto y de lado a lado los acompañaron en los coros.
Fher se despidio haciendo reverencia a la audiencia y con los brazos abiertos recibió las muestras de gratitud de un público evidentemente complacido. Atrás se leía en las pantalllas “Gracias Los Ángeles”.
Hoy viernes, mañana sábado y el domingo se vuelven a presentar para completar las cuatro fechas vendidas a capacidad y que igualan el récord impuesto por Britney Spears y el de ellos mismos por segunda ocasión.

 

 

 


✩ Maná estrena video de 'Ironía' ✩
 


















contadores
Facebook botón-like
 
Publicidad
 
 

=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=